domingo, 19 de febrero de 2017

STOP GLIFOSATO

CCOO_Stop_Glifosato
 ¿Sabías que tu cuerpo podría contener un químico venenoso y potencialmente carcinógeno? Esto se debe a que nuestros alimentos son tratados con esta sustancia. De hecho, los científicos han encontrado restos del peligroso químico glifosato en la orina de casi una de cada dos personas.


El glifosato es un pesticida de uso generalizado. Lo encontramos en todos lados, desde la comida hasta en los jardines. La OMS lo ha catalogado como “probablemente carcinógeno”. Además, resulta muy nocivo para las plantas y los animales. En pocas palabras: los efectos de este pesticida son nefastos.


En verano de 2016, después de una larga campaña impulsada por cientos de miles de europeos, la Comisión Europea no consiguió renovar por quince años la licencia al glifosato y tuvo que conformarse con una breve renovación de 18 meses. Todo un gran logro, teniendo en cuenta la intensa actividad de los grupos de presión de la industria química. Pero los grandes fabricantes de herbicidas, como Monsanto, siguen presionando para proteger sus beneficios. Con sus acaudalados bolsillos pagan “estudios” y opiniones “de expertos” para demostrar que su producto es seguro.

El sentido común nos dice que un producto carcinógeno no debería ser empleado en nuestros campos y en nuestros barrios. Ahora tenemos la oportunidad de alzar la voz mediante la única vía legal que nos permite la UE, si conseguimos un millón de firmas: la Iniciativa Ciudadana Europea. Disponemos de un año para conseguir un millón de firmas.

Nosotros, la ciudadanía europea, sabemos lo que significa el empleo constante del glifosato: personas enfermas, animales muertos, suelos sin vida y pérdida de biodiversidad. Ante la sorpresa de Monsanto, conseguimos parar algunos de sus planes. Pero la lucha no ha terminado y en 2017 esta empresa intentará prolongar la aprobación del glifosato a 15 años. Por eso seguiremos luchando para pararlos. Pasa a la acción: firma nuestra Iniciativa Ciudadana en contra el veneno carcinógeno de Monsanto.

Durante décadas se viene utilizando el glifosato, un pesticida tóxico, para eliminar "malas hierbas" en los campos donde se cultivan nuestros alimentos, en las cunetas de nuestras carreteras y vías férreas, o en las calles y los parques de nuestras ciudades. Centenares de miles de trabajadoras y trabajadores se ven expuestos todos los años a esta sustancia tóxica, pero también la población general: en estudios realizados en Europa casi la mitad de la ciudadanía examinada presentaba este veneno tóxico en la orina.

CCOO_Stop_Glifosato

Esta no es una petición al uso: nos hemos asociado con una gran coalición europea para lanzar la iniciativa y lograr el número de firmas necesario. Necesitamos el millón de firmas para que la Comisión nos tenga en cuenta en su decisión. Con tu firma, visibilizaremos la oposición pública contra el glifosato y mantendremos la presión para que los Estados Miembros de la UE voten en contra de la renovación de la licencia este año. 

CCOO_Stop_GlifosatoDesde que en 2015 la Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer incluyó al glifosato en su listado de agentes cancerígenos, en CCOO hemos impulsado una campaña para sustituirlo en nuestras empresas por otros procesos, como por ejemplo el desbroce por medios mecánicos, mucho menos peligrosos para la salud pública y laboral y más generadores de empleo. En ese camino nos hemos encontrado con organizaciones ecologistas, científicas y de salud con las que hemos pedido al Gobierno un posicionamiento claro contra el glifosato y con las que estamos trabajando en alternativas para reducir el uso de pesticidas en España.

Ahora que hay abierto un proceso de revisión de la autorización del uso del glifosato en la UE y que los países se van a reunir para debatir sobre si lo prohíben o no, tenemos la oportunidad de retirarlo del mercado. Hace unos días lanzamos nuestra propia ofensiva: una Iniciativa Ciudadana Europea para pedir la prohibición del glifosato. Se trata del instrumento más poderoso que tenemos como europeos para dirigirnos a la Comisión Europea. Si reunimos 1.000.000 de firmas, la Comisión estará obligada legalmente a escuchar nuestras demandas. Si no logramos el millón de firmas, la petición caerá en saco roto. ¡Empieza la cuenta atrás!

Para que tu firma sea contabilizada en la Iniciativa Ciudadana Europea, deberás facilitar más datos que en una petición "normal". Los datos adicionales solicitados son un requerimiento legal para que tu firma sea validada.

¡Firma ahora!

Además para multiplicar tu impacto, te pedimos que:
- reenvíes este correo a toda la gente que conozcas,
- compartas esta información en las redes sociales, y sobre todo
Muchas gracias.

DEPARTAMENTO DE SALUD LABORAL Y MEDIO AMBIENTE DE CCOO

No hay comentarios:

Publicar un comentario